CIDH y la reelección presidencial

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) ha participado en la audiencia pública de la Opinión Consultiva No.28 de la Corte Interamericana de Derechos humanos (Corte IDH) relativa al tema de la reelección indefinida. La CIDH al igual que otras delegaciones, como la Secretaria General de la OEA, presentaron sus observaciones al presente tema.


Por: Juan Bosco Torres


Si Ortega participa en los comicios del 2021 estaría buscando un cuarto mandato consecutivo | Fotografía cortesía

Por tema de síntesis, únicamente me enfocaré en la observación de la CIDH, específicamente en el punto de “restricción” a los derechos políticos. La CIDH invoca las decisiones de la Corte en los fallos de Yatama vs Nicaragua y Castañeda Gutman vs México. En ambas sentencias se determina que los derechos políticos no son absolutos, cuentan con limitaciones en una sociedad democrática, que implica apegarse a un proceso electoral (elecciones periódicas y auténticas) y de principios de sufragio.


La CIDH determina los siguientes elementos para la restricción de las elecciones indefinidas: 1). Garantizar el principio de alternancia en el poder. 2). Impedir la concentración de poder. 3). Garantizar el derecho a participar en condiciones de igualdad en un proceso electoral, así como la autenticidad de las mismas.


En sus conclusiones ratifica que no existe un derecho humano a la reelección por el contrario, manifiesta que los períodos de gobierno extensos, suponen un riesgo para la democracia y los derechos humanos. Si nos trasladamos a la realidad nicaragüense, prácticamente impacta sobre la sentencia de 2009/2010 de la Corte Suprema de Justicia, al aducir que si existe un derecho humano a la reelección, amparado en la “igualdad ante la ley” que supuestamente posee Daniel Ortega.


En los sistemas autoritarios y totalitarios del Siglo XXI particularmente en Latinoamérica, tergiversar el orden constitucional ha sido la mejor estrategia para mantenerse en el poder, han observado que la vieja práctica de los golpes de estados significa dar pasos cortos a los deseos de incrustarse en el poder y repercute de la misma forma a un desconocimiento internacional automáticamente.


Nicaragua debe poner fin a los cargos vitalicios y dinásticos disfrazados de reelección indefinida en los cargos públicos y logra concretar el inicio de un proceso democrático. Entre finales de junio e inicios de julio de 2021, se espera que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) emita su resolución de la Opinión Consultiva. Analizando las fundamentaciones de las diversas delegaciones, existen altas probabilidades de que la Corte ratifique la inexistencia de un derecho humano a la reelección.

¡Ayúdanos a seguir en línea!

"La sociedad tiene derecho a la memoria; el periodismo: el deber de recordar"

D_edited_edited.png

¿QUIÉNES SOMOS? • CONTACTO • APÓYANOS • SUSCRIPCIÓN •  POLÍTICA DE PRIVACIDAD

direccion@coyuntura.co | www.coyuntura.co

© 2020 Coyuntura - Todos los derechos reservados