De la retaliación y otras aberraciones

No es castrando, ni asesinando, ni torturando, ni violando al criminal que se hará justicia. Tampoco, ninguna de esas acciones resolvería el problema.


Hoy se dan golpes de pecho y se enardecen por lo ocurrido con las dos niñas en Mulukukú, pero mañana se les olvida y seguirán haciendo chistes misóginos, burlándose de las campañas de prevención, así como cuando se burlaron de la canción "un violador en tu camino" o como cuando hicieron mofa del filtro que dice "yo nací para...". Quizás se retuercen de la indignación por esa tragedia, pero siguen viendo normal que le chiflen a una mujer en la calle o que le tiren "piropos"; continuarán preguntándole a niños pequeñitos "cuántas novias tenés", aplicando una y otra vez los mismos patrones de crianza, es decir, seguirán siendo parte del problema.


Psicólogo nicaragüense. M1 en Neuropsicología y Neurociencias de la UGA, Francia.


Es a través del lenguaje que creamos y esparcimos representaciones mentales, que poco a poco se instauran en el imaginario individual de tus interlocutores y luego en el de quienes escuchen a estos. Formando así una cadena de transferencias que, junto a otros factores no menos importantes, refuerza lo que se conoce como imaginario colectivo. En este caso, en Nicaragua existe uno que avala, defiende y justifica la violencia; desde la tolerancia a los chistes y bromas contra las mujeres (principalmente contra las mujeres agremiadas y feministas), hasta ser capaces de preguntar por la talla del vestido de una mujer que fue violada, o bien ,en el caso de las niñas, insinuar que es culpa de la madre.


Luego, dado que una parte importante de la población aún no ha interiorizado nociones esenciales como el civismo, la ética, derechos fundamentales, principios o valores, sino que mueven su comportamiento al son de una moral silvestre, sin amaestramiento; su análisis de la realidad resulta corto y como producto tenemos una avalancha de gente pidiendo en las redes sociales tortura física para el violador.


Lo que ese hombre le hizo a esas dos niñas sobrepasa lo dantesco, sobrepasa a muchos guiones de terror y no considero que el sistema penitenciario del país esté apto para resocializarlo debido a que es teórica y empíricamente poco probable, además de las limitaciones mismas de un sistema que atraviesa una crisis política, humanitaria y de derechos humanos desde hace tiempo. Así que tampoco podemos hablar de "rehabilitar o reeducar" al criminal. No aplica. Sin embargo, lo que sí aplica (a parte de la prisión para el culpable), es una intervención sistémica y estructural aunada a una toma de conciencia sobre la problemática de la violencia machista, a través de procesos de autocuestionamiento y luego de reflexión con tus pares. Y sí, me estoy dirigiendo a los hombres, heterosexuales y miembros del colectivo LGBTI. Yo les pregunto:


¿Ya te cuestionaste por qué sos parte del problema?, ¿ya te cuestionaste qué podés hacer ante esta situación?, ¿ya hablaste del tema de manera seria y empática con tus amigos hombres?, ¿ya dejaste de utilizar las palabras "fácil", "zorra" y "puta" para hablar de una mujer?, ¿ya borraste las nudes y los packs de tus ex-parejas, de tus compañeras de trabajo o compañeras de clase que obtuviste sin su consentimiento?, ¿ya dejaste de hacerte la víctima y utilizar el chantaje emocional?, ¿ya dejaste de controlar a tu pareja?, ¿ya dejaste de ver la sección "jovencitas" de las páginas porno?, ¿ya dejaste de pensar que las mujeres te deben algo porque sos amable con ellas?, ¿ya dejaste de invadir afectos?, ¿ya te saliste de ese grupo de WhatsApp donde se la pasan cosificando a las mujeres? Si no lo has hecho todavía, ¿qué estás esperando?

Nicaragüense, ¿de qué te sentís orgulloso? ¡Hay tanto por deconstruir!

¡Ayúdanos a seguir en línea!
Coyuntura

"La sociedad tiene derecho a la memoria; el periodismo: el deber de recordar"

D_edited_edited.png

¿QUIÉNES SOMOS? • CONTACTO • APÓYANOS PUBLICIDAD • SUSCRIPCIÓN •  POLÍTICA DE PRIVACIDAD • AVISO LEGAL

 

direccion@coyuntura.co | www.coyuntura.co

© 2020 Coyuntura - Todos los derechos reservados - Diseño y Desarrollo Web por Alcahuete Studio.