• Juan Daniel Treminio

Los golpes de Estado de Evo


Protestas encabezadas por Evo Morales en 2003 - Fotografía cortesía

Quienes han comprado la idea de que lo que ocurrió en Bolivia fue un clásico "golpe de Estado", cosa que no lo fue, han subestimado la valerosa hazaña de un pueblo que históricamente se ha movilizado para hacer cumplir sus demandas y el respeto de sus libertades. Ha sido el mismo Evo Morales quien dirigió movilizaciones que tuvieron como resultado la renuncia de dos Jefes del Estado bolivianos.

En el 2003, Morales era dirigente sindical y jefe de varias federaciones cocaleras y encabezó junto al líder sindical Felipe Quispe las protestas violentas que pusieron contra la pared al presidente Gonzalo Sánchez de Lozada, quien se vio obligado a renunciar y abandonar el país el 17 de octubre de ese año. "Con la huida de Sánchez de Lozada nuestro país se liberó", manifestó Morales en varias ocasiones.

Protestas encabezadas por Evo Morales en 2005 - Fotografía cortesía

Lozada había sido electo como presidente en los comicios del 2002, donde Evo también había participado como candidato pero solo obtuvo poco más del 20% de los votos. Con la renuncia de Lozada, asumió la presidencia Calos Mesa, quien fungía en ese entonces como vicepresidente.

Como si fuera una historia cruzada, se trata del mismo Carlos Mesa, quien se enfrentó a Evo en las elecciones del pasado 20 de octubre del corriente exigiendo una segunda vuelta.

Sin embargo en junio de 2005, Mesa también se vio obligado a renunciar tras varios meses de violentas manifestaciones y bloqueos de caminos que amenazaban con dejar sin alimentos y combustible a La Paz, todo ello dirigido una vez más por Evo Morales.

Ante ese panorama Mesa no tuvo más que dimitir, no sin antes responsabilizar a un culpable: Evo Morales. En su discurso de renuncia Mesa dijo: “Responsabilizo a Evo Morales del clima de incertidumbre que hace inviable la posibilidad de seguir gobernando”.

Lea más: Bolivia tuvo 5 jefes de Estado en 5 años

¿Por qué la izquierda califica como "Golpe", lo que en realidad fue una renuncia?

El domingo a primeras horas de la mañana el grupo de auditores electorales de la Organización de Estados Americanos (OEA) presentó su informe en el que detectaron y calificaron de “gravísimas” las irregularidades en el proceso electoral del 20 de octubre del corriente año; minutos después Morales convocó a un nuevo proceso electoral sin hacer referencia al informe de la OEA.

Tras 3 semanas de protestas pacíficas, Evo Morales renunció a la presidencia de Bolivia - Fotografía cortesía

Sin embargo horas más tarde las Fuerzas Armadas (FF.AA.) de Bolivia demostraron su insubordinación ante Morales y le sugirieron renunciar a su cargo por la paz y el bienestar del país”. Sin embargo antes de que las FF.AA. le sugieran la renuncia, ya lo habían hecho algunos sectores sociales afines a Evo Morales, como la Central Obrera Boliviana.

Dos días antes de la renuncia de Morales las fuerzas policiales se amotinaron negándose a reprimir las protestas contra el monumental fraude, hecho que para el oficialismo fue un espaldarazo. Sin el apoyo y la subordinación de la policía y de las FF.AA., quienes se negaron a reprimir , Evo no tuvo más que renunciar a la presidencia.

“Renuncio a mi cargo de presidente para que Carlos Mesa y Luis Fernando Camacho no sigan persiguiendo a dirigentes sociales, no sigan maltratando a los familiares de nuestros compañeros, no sigan atacando a los ministros y diputados y para que dejen de maltratar a los más humildes”, dijo Evo Morales desde Cochabamba el domingo 10 de noviembre.

Calificar de "golpe de Estado" la renuncia de un mandatario dictatorial es una forma insidiosa de torcer la realidad, obviando los antecedentes de Evo mientras fue oposición y suscribirse a los abusos de poder, violaciones a la Constitución de ese país y fraudes electorales implementados por él mismo en los 13 años y 9 meses que rigió sobre el país suramericano.

Los que hablan de golpe son los mismos que guardan silencio ante los crímenes de lesa humanidad ejecutados por las dictaduras de Cuba, Nicaragua y Venezuela. Lo cierto es que el pueblo boliviano ha recobrado su libertad y pronto celebrará, después de mucho tiempo, elecciones libres y gozará de democracia plena.

#Bolivia

¡Ayúdanos a seguir en línea!

"La sociedad tiene derecho a la memoria; el periodismo: el deber de recordar"

D_edited_edited.png

¿QUIÉNES SOMOS? • CONTACTO • APÓYANOS • SUSCRIPCIÓN •  POLÍTICA DE PRIVACIDAD

direccion@coyuntura.co | www.coyuntura.co

© 2020 Coyuntura - Todos los derechos reservados