Estado policial ante cualquier intento de protesta en Nicaragua

Una vez más las calles de Nicaragua amanecieron tomadas por la Policía Nacional, bajo ordenes directas de la familia Ortega-Murillo. Las principales calles de Managua, Masaya, Matagalpa y otras ciudades del país se encuentran bajo un estado policial extremo, el cual tiene como único objetivo el sofocar cualquier intento de protesta, por parte de la ciudadanía nicaragüense, en contra de la dictadura.


La tarde de este martes 25 de febrero fuerzas antimotines ingresaron a Metrocentro y agredieron a manifestantes, periodistas y civiles - Fotografía de Alfredo Zúniga

Luego de que varias personas, entre ellas empresarios, comentaristas políticos, activistas y ex reos políticos, anunciaran una marcha para hoy, martes 25 de febrero, la reacción de la dictadura, a través de su aparato represor, no se hizo esperar. Desde la noche del lunes 24 de febrero las principales avenidas de Managua fueron tomadas por la Policía y sus fuerzas antimotines, utilizando todos sus recursos, incluyendo una cantidad exagerada de vehículos y hasta canes entrenados.


Este martes 25 de febrero, policías y antimotines se tomaron varias paradas de autobuses, entradas de edificios empresariales, parqueos y locales de diversos centros comerciales y hasta las salidas de emergencia de diversas librerías y auditorios.

Para el día de hoy no solo se había anunciado la realización de una protesta pacífica en contra de la dictadura Ortega-Murillo, sino también el re-lanzamiento de la Coalición Nacional. Dicho evento se llevo a cabo en el Centro Cultural Pablo Antonio Cuadra, lugar que se encontraba rodeado de antimotines desde las primeras horas del día. A pesar del asedio y amenazas directas en contra de los participantes y periodistas que llegaron a cubrir el evento, siete organizaciones cívicas y políticas firmaron una proclama y dieron por iniciada la Coalición Nacional para enfrentar a la dictadura en futuras elecciones.

La Policía desplegada en gasolineras, avenidas y hasta paradas de autobuses en Managua - Fotografías cortesía.


La Policía también lleva varios días asediando e impidiendo la salida de diversos opositores, de sus propias viviendas. Desde el pasado fin de semana el empresario José Dolores Blandino y el comentarista político Jaime Arellano no han podido salir de sus hogares debido a que tienen casa por cárcel.


A eso de las 2:15 PM, varias personas intentaron realizar una protesta en los alrededores y entradas principales del Centro Comercial Metrocentro. La Policía y sus fuerzas antimotines ingresaron al lugar y desplazaron tanto a los manifestantes como a los periodistas que cubrían los hechos - Fotografías cortesía.

Al cierre de esta nota, se conoció de la agresión de al menos 6 periodistas y 10 manifestantes; así también, de amenazas de muertes en contra de varios periodistas que cubrían una manifestación frente a la iglesia Divina Misericordia en Managua.

Coyuntura

"La sociedad tiene derecho a la memoria; el periodismo: el deber de recordar"

¿QUIÉNES SOMOS? • CONTACTO • APÓYANOS PUBLICIDAD • SUSCRIPCIÓN •  POLÍTICA DE PRIVACIDAD • AVISO LEGAL

© 2020 Coyuntura - Todos los derechos reservados - Diseño y Desarrollo Web por Alcahuete Studio.