top of page

Los 40 días de huelga de hambre de Miguel Mora, preso político en Nicaragua

Luego de 40 días de huelga de hambre, se desconoce el estado exacto de la salud del periodista, mientras su hijo, a quien le fue negada la cédula de identidad, pide oraciones para su papá, detenido desde junio de 2021 por el régimen nicaragüense.


Por Redacción Central | @CoyunturaNic

Relaciones internacionales

Managua, Nicaragua

A pesar de las graves consecuencias que puede causar una huelga de hambre en el cuerpo humano, como problemas en el hígado, riñones, sistema circulatorio, estomago y cerebro, la persistencia de Miguel Mora ha logrado mantenerlo firme en su lucha no violenta por ver a su hijo. El periodista nicaragüense, detenido en las mazmorras de la dictadura de Daniel Ortega desde el 05 de junio de 2021, se ha privado de los pocos e insípidos alimentos que se sirven en las celdas de Auxilio Judicial en Managua durante 40 días consecutivos hasta este 02 de agosto, mientras su familia y activistas nicaragüenses exigen un "alto a la tortura" a la que son sometidas las personas privadas de su libertad por razones políticas.


Mora tiene 56 años de edad y era precandidato a la Presidencia de Nicaragua para los comicios de noviembre de 2021. Fue declarado culpable el pasado 04 de febrero de 2022 por "conspiración para cometer menoscabo a la integridad nacional", siendo condenado a 13 años de cárcel. Ahora, no se le permite ni siquiera una biblia en su celda, la cual no presta las condiciones mínimas de salubridad.


Miguel Mora durante una transmisión | Fotografía de DW
Miguel Mora durante una transmisión | Fotografía de DW

Miguel Mora Chávez, conocido cariñosamente como "Miguelito", hijo de 21 años del exdirector de 100 % Noticias, tiene una discapacidad motora que no le permite caminar y lo mantiene en una silla de rueda. Su padre exige desde las instalaciones en donde se encuentra retenido, conocidas como El Chipote, que les permitan reunirse, debido a que la situación emocional de Miguelito empeora con el paso de los días.


"Últimamente hasta se pone a llorar exigiendo que lo lleve donde su papá. Está desesperado y ha tenido repercusiones emocionales. Cada día está más triste, no quiere comer, hasta anda como molesto. Son un montón de reacciones que le están afectando por no ver a su papá", contó la periodista Verónica Chávez, esposa de Mora y madre de Miguelito, al medio de comunicación independiente Divergentes.


Pasado un mes, el deterioro de la salud de quien realiza una huelga de hambre se acentúa: inmovilidad, funcionamiento anormal de pulmones, riñón e hígado, y lentas respuestas nerviosas.


Luego de 40 días sin ingerir alimentos, el cerebro humano empieza a tener baches de conciencia y el corazón comienza a funcionar con dificultad. A partir de ese momento, el colapso total del organismo dependerá de la constitución de cada persona (estado físico, peso, salud), pero se puede producir en cuestión de días. Incluso, puede llegar a causar un paro cardiaco acompañado de muerte neuronal.


Mora ha perdido más de 30 libras en el tiempo que lleva retenido por la dictadura nicaragüense, mientras su familia, en medio de la medida extrema, intenta llevar al recinto policial agua y suero para que el preso político no desfallezca.


Según dijo Yader Valdivia, abogado del Colectivo de Derechos Humanos Nicaragua Nunca Más a la Voz de América, Mora también demanda que mientras esté recluido se le garantice un trato digno, como lo han hecho en su momento otros reos políticos nicaragüenses que han recurrido a esta iniciativa.


"Esta medida es extrema y legítima. Mora no pide su libertad, como la exigimos todos los nicaragüenses. Él demanda que durante esté recluido se respeten sus derechos mínimos y que se le permita ingresar una biblia o ver a su hijo", explicó Valdivia.


Este martes 02 de agosto, día que se cumplen los primeros 40 días de huelga de hambre de Mora, Chávez denunció que la oficina de Servicios de Gobierno (SERVIGOB) le negó a su hijo Miguelito la cédula de identidad, argumentando que ambos padres deben presentarse, a pesar de que Miguelito tiene 21 años de edad.


"La dictadura criminal está condenando a una muerte civil a Miguelito y vulnerando en lo absoluto todos sus derechos humanos", explicó la abogada y defensora de derechos humanos Martha Molina.


Suscríbase aquí a El Boletín de COYUNTURA y reciba las noticias de la actualidad de Nicaragua, Centroamérica y el mundo.

0 comentarios
⌨️ ¡La meta es llegar a las y los primeros 100 suscriptores!
⌨️  Se parte del grupo de socias y socios que respaldan nuestra misión como medio independiente
📻 La radio en línea y plataforma de podcasts para Centroamérica y su gente
Publicidad:
Publicidad:
Publicidad:
Publicidad:
¡La democracia se defiende con periodismo!
Ya disponible el primer episodio
Publicidad:
EN DIRECTOAula Magna
00:00 / 01:04
Aula Magna.gif

AHORA: Programación regular

En cabina: De las 06:00 a las 11:30 a.m.

La radio para Centroamérica, de COYUNTURA

bottom of page